Reflexiones de cuchara y tenedor.



       El Lunes a dieta    


No sé si este es el mejor día para empezar con una sección que se  llama "Reflexiones de Cuchara y Tenedor", Hoy no he comido nada de tenedor y mucho menos de cuchara.  

Mañana es lunes y como cada semana empiezo la dieta, y si, esta vez la haré de verdad. Vida sana, nada de alcohol (una copita de vino si), algo de ejercicio. Tendré que preparar los modelitos que luciré al ir a caminar o al gimnasio. Fatigada si, pero con glamour y siempre conjuntada. En realidad tampoco tengo que preparar tantos,  con suerte consigo que mi dieta se mantenga hasta el miércoles, así que en el caso de no fallar ningún día, con tres será suficiente.














Tener tanta vida social es lo que tiene, te da la excusa perfecta para que lo que empiezas el lunes con todas las ganas y la máxima seguridad en ti misma, a mediados de semana ya lo puedas estar dando por concluido sin ningún tipo de remordimiento ni merma en tu autoestima. Está claro que cuando se es un buen anfitrión o anfitriona hay que ejercerlo también con una buena mesa, y ningún amante del buen comer que se precie, la vera asociada a un lugar lleno de ensaladas, jugos naturales, y filetitos de lo que sea a la plancha. Hay que llenarla o por lo menos acompañar a los anteriores de  ricos manjares que no siempre son los más sanos, pero que casi siempre están muy enamorados de nuestro paladar y por que no decirlo también del lugar que usamos para sentarnos.  Empezar tu nueva rutina alimenticia y deportiva el lunes, independientemente de cuando sea el día que escoges para  terminarla tiene otros valores positivos añadidos a su programación. 


Te da la autoridad moral para estar comiendo durante todo el fin de semana cualquier tipo de producto prohibido a partir del lunes. Papas Arrugadas, Queso asado con Mojo,  Chicharrones con Gofio, Ropa Vieja,  Almogrote, Rosquetes, Suspiros de Moya, Almendrados...  Es evidente que toda esa comida engorda mucho, pero está muy rica y como  además a partir del lunes ya voy a comer sano, por un poco que me esté excediendo  este fin de semana, no pasa nada. De cualquier forma, me voy a tomar la licencia  de no estar mucho tiempo reflexionando, ya es domingo y me quedan pocas horas para poder asaltar la nevera y la despensa sin sentirme culpable por otra vez, saltarme la dieta. ¿Te apuntas? :-)) ¡Buen Provecho!

                                                                                                                      @YCordobes

2 comentarios:

  1. Querida amiga, y además ¿lees el pensamiento?
    Que te sea leve la nueva rutina alimentaria, etc...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Anónimo12:46 p. m.

    Excelente redaccion y muy ciertas tus palabras

    ResponderEliminar